28 septiembre 2010

Blanca como la nieve, roja como la sangre de Alessandro D'Avenia

Sinopsis:

Siempre me he preguntado por qué el
amor y la sangre son del mismo color:
ahora ya lo sé.

Opinión: Una sinopsis que no dice mucho, un título muy atrayente y una portada muy llamativa, fueron todo lo que necesité para querer este libro. Cuál sería mi sorpresa al encontrarme un libro en primera persona, contado como si fuera un diario, con lo poco que me gustan...

Estamos ante una conmovedora historia de amor contada por Leo, un adolescente que se cree enamorado de Beatrice, la perfecta Beatrice con su brillante pelo rojo y sus encantadores ojos verdes que tanto le hacen suspirar. Una bonita historia sí, incluso tenemos un primer amor silencioso. Pero es también una historia muy triste, ya que Leo pronto descubre que su adorada Beatrice está enferma, muy enferma. A través de las páginas iremos conociendo a un Leo rebelde, enamorado, generoso y muy ciego. Como también nos encontraremos con otros personajes que lo acompañan y ayudan. Familia y amigos. Hasta un profesor que hará que su cabeza de vueltas de tanto pensar en las cosas.

—¿Cómo encuentra uno su sueño? Pero no vaya a tomarme el pelo, profe.
—Búscalo.
—¿Y cómo?
—Haz las preguntas oportunas.
—¿Eso qué quiere decir?
—Lee, observa, pon interés... todo con entusiasmo, pasión y dedicación. Plantea una pregunta a cada una de las cosas que te llamen la atención y apasionen, pídeles que te digan por qué te apasionan. Ahí está la respuesta a tu sueño. Lo importante no son nuestros humores, sino nuestros amores.

La trama no tiene mucho más, es prácticamente un: Beatrice sí y Beatrice también. Comportamiento infantil y ceguera emocional.

Y todo esto unido a:

Un protagonista y narrador insufrible donde los haya, se supone que Leo tiene 16 años, se supone sí, porque su comportamiento está lejos de parecerlo, es demasiado infantil y bastante idiota. Rige su vida por los colores, teniendo como más importantes el rojo y el blanco. Si es rojo bueno, si es blanco malo, muy malo. ¿En serio tiene 16 años? Porque no lo parece, es que no hubo ni un solo momento en que me lo creyera. O es que tiene trastorno de doble personalidad, en un momento es un crío inaguantable y al siguiente es un sabio pensador con todas sus letras, que además no ve más allá de sus narices. Incluso en la forma de hablar... buff

A este libro lo veo demasiado filosófico en muchos momentos, como si quisiera enseñar algo, está cargado de esas frases que intentan hacerte pensar, que parecen muy profundas y muy bonitas, de esas que a veces me gusta apuntar. Aunque si lo hubiera hecho me habría quedado con medio libro en hojas y bueno... Esto es lo que me hizo seguir leyendo, de otra manera no sé si habría podido acabarlo.

Si no fuera por los demás personajes, sobre todo por el Soñador y Silvia, el libro se habría quedado sin terminar. Y es que al estar contado por Leo, seguir sus pensamientos, su tonteria se me hacía a cada paso de página más pesado, más difícil, casi imposible de aguantar. Poco más de 200 páginas me han costado más que esos largos libros que parecen infinitos, pero hasta ésos se me hacían más fáciles que este.

Es además muy previsible, poco después de empezar ya me imaginaba cómo terminaría la historia y la verdad es que no me equivocaba en lo más mínimo. Y tenemos también un final muy artificial, para mi es como un 'venga vamos a hacer que acabe bien, que el pobre chico lo ha pasado mal y se merece un final feliz'. No digo que no esté bien, supongo que sí, pero no me llega, no me entra de ninguna forma ese final, tan perfecto. Pasé por las páginas alejada de la historia, que por otra parte no me hacía sentir nada, no siendo más que una mera espectadora a la que no llegaba a importarle demasiado lo que ocurriera o dejara de ocurrir.

La idea que se quería contar aquí no me parece nada mal, pero la forma en que el autor ha decidido hacerlo no me gustó nada, no me llamaba la atención en ningún momento, no conseguía hacer que me interesara lo que pudiera pasar con los personajes, ni siquiera que tuviera ganas de terminar la historia, ni un poquito de curiosidad. Sin apenas diálogos, y prácticamente encerrados en la mente de un chico que cree tener el mundo a sus pies y con algún relleno.

Esperaba más del libro, y a pesar de que los personajes secundarios me gustaron, no logran alcanzar un nivel de atractivo suficiente para que todo lo demás me transmitiera algo o simplemente me llegase a agradar.

Puntuación: 5

7 comentarios:

  1. Menos mal que encuentro a una persona que considera que el protagonista es de lo más insoportable e infantil que hay xDD

    Yo no pude ni terminarlo, lo abandoné al poco de empezarlo porque no podía con ese niño que como dices tu de 16 años....es bastante cuestionable. Y el tema recurrente sobre Beatriz y los colores me ponía de muy mala leche pues no entendía a que venía semejante cosa.

    Desde luego para mí la lectura de esta novela (que todo el mundo pone por las nubes) fue una autentia decepción.

    un saludo
    Dácil

    ResponderEliminar
  2. Vaya, que decepción, ¿no? Pintaba bastante bien...

    ResponderEliminar
  3. No me llamaba demasiado, y creo que pese a las buenas opiniones que he leído he hecho bien en no comprarlo. ¿200 páginas y el libro se te hace pesado? ¿Protagonista infantil? :/
    Gracias por la reseña :D

    ResponderEliminar
  4. Yo le tenía ganas, pero viendo la infinidad de malas críticas que hay, prefiero no gastarme dinero en él. Veré si me lo presta alguna amiga.

    Un beso!

    ResponderEliminar
  5. Vaya!! El libro no pensaba leerlo por que leí que era muy triste, y la verdad no me van ese tipo de libros.
    Y ahora con tu reseña...es que ya ni lo dudo, por que si es triste y aun por encima el prota es un peñazo...va a ser que no jeje.

    Gracias por la reseña, un saludiño!!^_^

    ResponderEliminar
  6. je je me ha encantado tu reseña, pones mal el libro pero con mucho humor y eso me ha gustado, ya había leído otras críticas negativas, creo que lo único bueno que tiene éste libro es una portada atrayente, podré vivir sin leerlo. Bsos!

    ResponderEliminar
  7. Es porque ES un libro filosófico. DUH. Todo lo que dice Leo lo ve de una manera distinta a la de un niño normal de 16 años, DISTINTA, compañero. En general el libro es excelente. El final no es perfecto ni predescible, porque todo en un principio se centraba en Beatrice. La manera de pensar de Leo es impresionante ¿infantil dices? ¿Has conocido a niños de dieciséis años actuales? REALLY? Para mi su manera de cuestionarse los sucesos es fantástica y comete tantos errores como cualquiera a esa edad. Lo siento, no comparto para nada esta opinión y realmente a la gente que le gusta pensar, recomiendo este libro al cien por ciento.

    ResponderEliminar

Deja esas letras tuyas en este mundo extraño... :)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...